reformer

A través de ejercicios controlados y fluidos, podrás trabajar tu cuerpo y mente. Con esta disciplina, desarrollarás fuerza y coordinación, mejorarás tu postura, flexibilidad y la coordinación de tu cuerpo. En cada clase, trabajarás los músculos del abdomen, la pelvis y la espalda, siempre acompañados de una correcta respiración.